Consejos

Pizza de pan plano de higos y cebollas frescas


Esta pizza aprovecha la dulzura suave del higo al complementarla con cebollas salteadas con glaseado balsámico y queso ricotta de ajo ligero y cremoso. Servido en pan plano cálido y adornado con perejil y rúcula, esta receta combina un encanto sin esfuerzo con una composición detallada. Es la manera perfecta de satisfacer su hambre, sus ojos y sus papilas gustativas a la vez.

Ingredientes

  • 1 cucharadita de aceite de oliva
  • 1 cebolla blanca, en rodajas
  • 1 cucharada de vinagre balsámico
  • 1 pan plano de grano múltiple
  • 1/4 taza de queso ricotta
  • 1 diente de ajo, picado
  • 2 higos frescos, en cuartos
  • Puñado de rúcula (o perejil)

Direcciones

  1. Precalentar el horno a 350 grados.
  2. En una cacerola mediana, caliente el aceite de oliva a fuego medio y cocine la cebolla hasta que esté ligeramente translúcida. Agregue vinagre balsámico, mezcle hasta que se distribuya de manera uniforme. Cocine hasta que las cebollas estén suaves y el balsámico se haya evaporado. Dejar de lado.
  3. Caliente el pan plano en el horno de 5 a 10 minutos.
  4. Mientras tanto, en un tazón pequeño, combine la ricota y el ajo.
  5. Retire el pan plano y se extendió uniformemente con la mezcla de ricotta. Cubra con las cebollas, higos y rúcula.

Ver el vídeo: Pizza de Higos y Queso de Cabra #alimentoscontraelcáncer #cocinasaludable #saludable (Julio 2020).